05 julio 2006

Conversaciones en la sombra (II)

[Yorchus] - "Cuando iba al instituto, de los 14 a los 18 años, no me ligué a ninguna chica. Y yo veía a mis amigos y compañeros que de vez en cuando sí que se liaban con alguna. Se me pasó por la cabeza que a lo mejor, quizá, yo no gustase a las chicas, y que posiblemente viviría toda la vida sólo."

[X] - "Sí, a mí me pasó algo parecido."

[Yorchus] - "Nada más terminar el instituto, ese mismo verano, antes de entrar en la uni, me lié con la primera. Y desde entonces he estado empalmando una con otra. Ahora, después de 8 años, después de tantas relaciones, estoy completamente seguro que voy a vivir sólo."

[X] - "Yo no he tenido tantas, pero sí, yo también estoy segura que voy a ser soltera."

---------------

Esta mañana, mientras estaba secando mi chorreante cabeza después de sacarla de debajo del grifo, se me ha ocurrido el porqué de mi seguridad en la soltería. Resulta que en el fondo soy un idealista. Busco una relación en la que ninguno de los dos se tenga que adaptar al otro, una relación en la que nadie tenga que aguantar las manías o los caprichos del otro, una relación en la que todo fluya con normalidad sin sacrificios añadidos. En resumen, una relación basada en la confianza plena y en el respeto mutuo.

Después de varios intentos algo me dice que no la voy a encontrar. Y curiosamente se me ha quitado un gran peso de encima al darme cuenta de esto.

4 comentarios:

toxcatl dijo...

final de una relacion...

Marga F. Rosende dijo...

Pues ya sin peso puedes volar cual Antonio Banderas cantando el vuelaaaa, vuelaaaaaa de Drexler.
Es broma, pero tiene algo de verdad. Generalmente cuando uno deja de buscar, encuentra casi a su pesar.
Un beso, cuidate

Marga F. Rosende dijo...

Pues ya sin peso puedes volar cual Antonio Banderas cantando el vuelaaaa, vuelaaaaaa de Drexler.
Es broma, pero tiene algo de verdad. Generalmente cuando uno deja de buscar, encuentra casi a su pesar.
Un beso, cuidate

Harry Haller dijo...

Hombre, si eres tan idealista también puedes esperar que serás capaz de convivir/aguantar/sufrir/disfrutar/ayudar con otro ser humano cuando las cosas se pongan mal porque no todo va a ser maravilloso y cuánto nos respetamos y qué de confianza que te tengo. Yo creo que se trata de intentar que todo vaya bien o mejor cuando a veces no vaya tan bien. Algún sacrificio hay que hacer a veces en la vida si quieres algo. Yo no digo perder la individualidad (a ver si me escucho a mí mismo), pero si quieres un amigo/amor/cómplice/compañero con quien compartes tu intimidad y tu corporeidad también a veces deberás pensar en los deseos del otro y no sólo en los tuyos.

Eso es amor. Pero es tan difícil…